Reunión secreta entre Pichetto y Frigerio en el Senado

El ministro del Interior visitó a uno de los líderes del peronismo con el objetivo de acelerar las negociaciones por el Presupuesto y transmitir señales de tranquilidad a los mercados.

0

Cuando los analistas económicos todavía se rompían la cabeza para analizar la reacción de los mercados al anuncio realizado por el presidente Mauricio Macri, sorprendió a los empleados del Senado que estaban ayer por la tarde en el Congreso la presencia del ministro del Interior, Rogelio Frigerio.

No hubo muchos testigos. Los pocos legisladores que habían estado al mediodía para la sesión trunca por las asignaciones familiares ya se habían retirado. Y los miembros de la Comisión de Acuerdos que debían discutir el pliego de Inés Weinberg de Roca ya habían sido notificados casi 24 horas antes de la suspensión del encuentro.

Es por eso que en sigilo, casi en secreto, el funcionario ingresó al edificio legislativo y se dirigió sin escalas al despacho del líder de bloque Argentina Federal, Miguel Ángel Pichetto, según pudo reconstruir Infobae en virtud del relato de fuentes parlamentarias.

Los voceros del funcionario omitieron dar detalles del encuentro. Es más, mostraron cierta sorpresa cuando se les consultó sobre la reunión en la que -según pudo saber este medio- el representante del Poder Ejecutivo y el líder del peronismo en la Cámara Alta debatieron aspectos vinculados al Presupuesto 2019.

La estrategia es lógica. El Poder Ejecutivo quiere acelerar un acuerdo para transmitir certidumbre, una señal para calmar a los mercados en un contexto complejo para la economía. La negociación tiene una característica inédita: por primera vez un Gobierno se propone conseguir el aval legislativo antes de enviar el proyecto de ley al Congreso para su sanción.

En las próximas horas podrían acelerarse más encuentros, sobre todo con el ala dura de los gobernadores -Gildo Insfrán, Rosana Bertone y Juan Mansur- . Pese a las diferencias y al escenario electoral que se aproxima, los dirigentes con responsabilidad de gestión se han mostrados dispuestos a colaborar para que la ley salga. Les preocupa, por supuesto, cómo los va a afectar el recorte promovido por el Fondo Monetario Internacional en medio de un fuerte programa de reducción del déficit encarado por la administración pública.

En la discusión hay además un aspecto técnico que el Gobierno está dispuesto a negociar a través de la AFIP por pedido de los mandatarios provinciales: quieren que se trabaje en la ampliación de la base tributaria para provocar un aumento en la recaudación. -> 234947