Empresas y Negocios

#Bodegueemos: un recorrido en primera persona por seis propuestas de bodegas mendocinas

La pandemia trajo un beneficio inesperado para los mendocinos: los restaurantes de bodegas, normalmente con precios en dólares, están ofreciendo propuestas a precios "locales". En la nota, un recorrido por seis menús y experiencias.

Por Ludmila Llaver

BODEGUEEMOS. Ese es el mensaje que no me he cansado de mandar a todos mis grupos de amigas. Por motivos que no hace falta detallar, los restaurantes de bodegas se vieron obligados a depender, al menos por ahora, del público mendocino. Y como persona que ha tenido la oportunidad de comer en muchos de ellos –por motivos laborales, en la mayoría de los casos- sabía que no era una oportunidad para perderse. Así que me tomé la cuestión en serio y decidí bodeguear «firme», con el apremio de que el encantamiento se termina el día que El Plumerillo vuelva a abrir.

A continuación, un recorrido cronológico por los restaurantes de bodegas que he visitado en el último mes:

Ad

Abrasado – Bodega Los Toneles

Abrasado es uno de los restaurantes que ofrece menú de tres pasos a $ 1.200, acompañado por vinos y espumante. Hubo dos pasos que me parecieron imperdibles: un carpaccio fresco en aceite de oliva de entrada (coronado con un huevo poché) y… un risotto integral negro con frutos secos y frutas frescas. Sí, ya sé, para muchos es un crimen ir a Abrasado y no probar sus carnes maduradas, pero si ya las han comido antes, les recomiendo esta opción: el restaurante tiene muchísimo potencial más allá de la carne.

El risotto es un imperdible para los amantes de los sabores distintos.

Si, además, son dulceros como yo, las opciones de postres tampoco los van a decepcionar.

Abrasado (Acceso Este Lateral Norte 1360, Guaymallén) abre de miércoles a domingo al mediodía y a la noche. Reservas por WhatsApp al 2616345857.

Terrazas de los Andes

En este punto tengo que admitir un “problema” que sólo puede ser definido como primermundista: como he tenido la oportunidad de comer en muchos restaurantes de bodegas de Mendoza, a esta altura me cuesta un poco que un menú me sorprenda.

Esto es, hasta que fui a Terrazas de los Andes.

La experiencia fue impecable de principio a fin: desde el aspecto sanitario (que no deja ni un mínimo lugar a preocupaciones) hasta lo gastronómico, que sorprende consistentemente. El menú de tres pasos con maridaje está un poquito por encima en precio a la mayoría (sale $ 1.590) pero lo vale sin dudarlo. Y mi única recomendación es que, si van acompañados, traten de pedir la mayor variedad posible de platos así prueban todo, porque es imposible recomendar uno solo.

El macarrón de queso azul de postre es absolutamente único.

El detalle: el postre viene acompañado de un trago hecho con Reserva Torrontés y Vodka Belvedere que… mamita. Nada más.

Terrazas de los Andes (Thames y Cochabamba, Perdriel), abre de miércoles a domingos al mediodía. Reservas al 2615090952 o visitor@terrazasdelosandes.com.ar

Clos de Chacras

Si hay algo que me encanta de Clos de Chacras es que está, justamente, en Chacras: a veces ir a una bodega implica un día completo (especialmente las del Valle de Uco), así que siempre suma tener una opción cerquita y de fácil acceso.

En Clos de Chacras no ofrecían menú de pasos, pero el precio final por persona (con entrada compartida, dos principales, postre compartido y una botella de vino) terminó estando apenas por debajo de los $ 1.200. Que los platos compartidos no los engañen: la propuesta es súper abundante y quedás lejos de terminar con hambre.  ¿Un highlight? Los raviolones de conejo al curry.

¿El plus? El exterior de la bodega debe ser uno de los más instagrameables de Mendoza.

https://www.instagram.com/p/CB_lH1jJ6ng/?utm_source

Clos de Chacras (Monte Líbano 1025, Chacras de Coria) abre sábados, domingos y feriados al mediodía y viernes y sábados a la noche. Reservas a reservas@closdechacras.com.ar – hospitalidad@closdechacras.com.ar – WhatsApp: +549 261 203 0135

Fogón, Cocina de Viñedo

Tengo que confesar que uno de los restaurantes que más tenía ganas de conocer era Fogón, el de Bodega Lagarde: no había ido nunca, y todas las críticas que había escuchado eran fabulosas. Y si bien mis expectativas eran altas, no perdía de vista que el menú que iba a probar estaba bastante por debajo de sus precios habituales.

Lección de prejuiciosa aprendida: el menú es, efectivamente, fabuloso, así como la atención y el lugar. Pueden elegir entre un menú de tres pasos con maridaje por $ 1.200 o pedir a la carta (que también está a precios razonables).

Empanadas fritas, un clásico que marca el tono de todo lo que le sigue.

Lamentablemente, cuando fui no probé el plato estrella: albódingas con carne de res, chorizo y panceta, por lo que habrá que hacer el sacrificio de volver…

Fogón de Lagarde (San Martín 1745, Luján de Cuyo) abre sábados, domingos y feriados al mediodía y viernes y sábados a la noche. Reservas a turismo@lagarde.com.ar o llamando al 261-156 81-5961.

Trez Wines

Trez fue la alternativa más económica que probé: el menú de tres pasos con una copa de vino sale $ 850, y es una buena opción para los que buscan pasar un día más desestructurado. La onda del lugar es más casual, por lo que puede ser una buena opción para un día de amigos.

La bodega además ofrece tardes de té, y tiene un jardín enorme en el que instalarse a pasar la tarde (de hecho preguntamos si podíamos llevarnos el mate para después de almorzar, y nos dijeron que por supuesto que sí).

La propuesta para las tardes de té en Trez, con un valor de $ 650 por persona.

El consejo: Ante la prohibición de las juntadas con amigos, este es el tipo de bodega que recomendaría para pasar un día como en casa.

Trez Wines abre de miércoles a domingo para almuerzos y tardes de té. Reservas con 24 hs. de anticipación al 261 387 2161.

Bodega Otaviano

Otaviano reabrió al público este fin de semana largo pasado, con un menú regional de tres pasos a $ 1.400 (no incluye vino). A esta bodega en particular les recomiendo que vayan un día con pronóstico de sol, porque tiene un jardín hermoso, acondicionado con sillones y mesitas para sentarse después de comer y pasar la tarde. Fuimos el sábado y hasta había una familia jugando al croquet (aunque lo nuestro fue más sencillo: nos pedimos una botella de vino y nos la tomamos al sol).

El plan obligatorio post-almuerzo en Bodega Otaviano.

El menú ofrece dos opciones de entrada, dos de principal y un postre. Sin dudarlo por un segundo, les recomiendo que pidan la humita: en mi opinión, le deberían dar el upgrade a plato principal.

Bodega Otaviano abrirá el sábados 18, domingo 19 y lunes 20 por el Fin de Semana del Amigo. Reservas a hospitality@bodegaotaviano.com o por Whatsapp al +54 261 337-8022.

Ad

Escribir un comentario