Mendoza

Con una inversión de $ 3.100 millones pondrán pondrán en valor Puente del Inca, Patrimonio de la Humanidad

Las nuevas obras y el reordenamiento del espacio generarán un polo turístico sustentable con gastronomía, visitas culturales, comercio y esparcimiento.

El Ministerio de Planificación e Infraestructura abrió los sobres de la licitación para recuperar y poner en valor Puente del Inca. Estos trabajos de refuncionalización integral dotarán de servicios a la villa cordillerana.

El objetivo es potenciar el desarrollo turístico y jerarquizar los atractivos ubicados en el Corredor Andino de la Ruta Nacional 7 como parte del plan de Desarrollo Integral de Villas de Alta Montaña (DIVAM).

Este martes, se conocieron las propuestas y se presentaron tres empresas que conforman una UTE. Se trata de Corporación del Sur SA, Riec SA y Dafre Obras Civiles SA. El acto administrativo se realizó en el séptimo piso de la Casa de Gobierno.

“Es un trabajo que se viene haciendo desde hace mucho tiempo. Los estudios concretamente se hicieron en su momento con el Plan Estratégico de Alta Montaña y en estos últimos tiempos con este proyecto específico dentro del plan. Es en un trabajo conjunto con varios ministerios”, explicó el titular de Planificación, Mario Isgro.

En cuanto a la licitación, indicó: “Se presentaron tres empresas en unión transitoria. Solo se abrió el sobre técnico, que tenemos que estudiar en estos días para poder abrir la oferta económica, en diferido. La inversión que hemos previsto para las obras es de $3.100 millones en el presupuesto oficial”.

Consultado sobre de los reclamos de vecinos de la zona, Isgro aseguró que se viene haciendo un trabajo de consulta y escucha activa respecto de las necesidades y requerimientos de esa comunidad pero también teniendo en cuenta las demandas del turismo.

“Hoy, tiene una aceptación muy grande y, como toda obra, se debe pensar en el bien común de todas las personas que habitan y pasan por ahí, teniendo en cuenta que muchas de esas obras exceden el tiempo de vida de cada uno de nosotros”, cerró.

En el mismo sentido, la ministra de Cultura y Turismo, Nora Vicario, dijo que están escuchando a vecinos y comerciantes para transmitirles el impacto positivo de las obras en sus condiciones de vida.

“Esto forma parte de las primeras obras que luego se van a ir sucediendo en las distintas localidades, con la visión del desarrollo integral de la montaña como un atractivo fundamental de las múltiples opciones de la provincia”, agregó Vicario.

Estas nuevas obras y el reordenamiento del espacio están pensados para generar un polo turístico sustentable en el que convivan la gastronomía, las visitas culturales, el comercio y el esparcimiento.

Las tareas incluyen obras viales, ferroviarias, de saneamiento, redes, espacio público, patrimonio, comercio y vivienda sustentables para relocalizar a 27 familias que viven en el lugar.

Detalles del proyecto                                                                                  

Las obras viales abarcan la construcción de acceso seguro con playa de estacionamiento, construcción de senderos internos con prioridad peatonal, parquización autóctona y construcción de un talud para avalanchas de 400 metros y otro, en el acceso por RN7 al Cementerio de los Andinistas, de 20 metros.

En cuanto al sistema de saneamiento, se prevé la renovación de la red y una nueva planta de tratamiento de los efluentes cloacales de Villa Puente del Inca y de los provenientes de la base militar, del Parque Aconcagua y de la Aduana. Además, se renovará la red de provisión de agua potable para optimizar el servicio durante todo el año, se soterrará la distribución eléctrica domiciliaria y se mejorará el alumbrado público.

El proyecto incluye también la recuperación de 37 kilómetros de vías del tren desde Polvaredas hasta el desvío a Las Leñas.

Para lograr el saneamiento integral del espacio, se demolerán las construcciones clandestinas no patrimoniales y se recuperarán los envolventes de edificios patrimoniales para su futura adaptación como casas temáticas culturales y gastronómicas.

Asimismo, se construirán nuevos locales comerciales y se refuncionalizará la cochera de la hostería, para convertirla en locales gastronómicos.

Este Plan Estratégico garantizará la igualdad de oportunidades a los habitantes locales en términos de crecimiento económico fomentando la formalización de las fuentes de trabajo. También mejorará sustancialmente la calidad de vida de la villa con un sistema vial seguro de acceso y egreso con infraestructura adecuada.

Asimismo, permitirá planificar el desarrollo urbano y arquitectónico de la villa, para garantizar un aumento de la cantidad de visitantes pregonando un turismo sostenible que integre a los habitantes locales en el tejido social. Además, generará un sistema de accesibilidad universal e inclusivo a los espacios públicos, resguardando el patrimonio cultural y natural del sector a intervenir.

En definitiva, el Gobierno provincial trabaja para solucionar problemas ambientales y sociales derivados de la complejidad geográfica y de la falta de planificación e inversión en infraestructura durante décadas.

Su valor patrimonial

Puente del Inca es Patrimonio de la Humanidad de Argentina dentro del Qhapaq Ñan, declarado por la Unesco en 2014. Se trata del sistema vial andino que se extiende a lo largo de más de 30.000 kilómetros por seis países latinoamericanos y siete provincias argentinas, entre ellas, Mendoza. Es el primer sitio trasnacional con esta declaración.

Mendoza forma parte del sistema vial andino con Puente del Inca, el famoso paraje cordillerano ubicado sobre el cauce del río Las Cuevas, a metros del ingreso al Parque Provincial Aconcagua.

El Qhapaq Ñan fue la columna vertebral del poder político y económico del Tawantinsuyo, el Estado inca y se constituyó como una red de caminos de alrededor de 30.000 kilómetros de largo que conectaba centros de producción administrativos y ceremoniales. Cubría una extensa área geográfica, desde el centro oeste de Argentina y Chile hasta el suroeste de Colombia.

A lo largo de la historia, esta red caminera que atraviesa la cordillera de los Andes fue utilizada para el traslado de pueblos, de ejércitos de más de 40.000 personas y para el transporte de mercancías y materias primas. Su magnitud vinculaba las tierras bajas cálidas desiertas del Pacífico con las húmedas de la Amazonia, también con las zonas medias y el altiplano andino.

Escribir un comentario