Etiqueta

CPCPI

Browsing

Los corredores públicos inmobiliarios fueron autorizados para tasar y certificar el valor de un inmueble que pretenda ser incluido en la ley de Sinceramiento Fiscal. La AFIP estableció que los bienes inmuebles ubicados en el país deberán ser valuados por un corredor público inmobiliario, a través de una tasación oficial emitida por este profesional.

En el caso de la Provincia de Córdoba, los profesionales con Matrícula CPI, del Colegio Profesional de Corredores Públicos Inmobiliarios-Ley 9445-, son los autorizados a certificar el valor de los Inmuebles, de acuerdo a lo que indica el inciso a) del Art. 18 de la Resolución General 3919 de AFIP del 28 JUL 2016, en relación a la Ley N° 27.260 y el Decreto N° 895 del 27 de julio del mismo año.

Desde hace varias semanas el organismo estatal solicitó al CPCPI el listado oficial de los “Matriculados Habilitados” para garantizar que las tasaciones de los inmuebles estén expedidos por un profesional habilitado, tal como indica la Ley y las reglamentaciones vigentes.

Los interesados deben verificar si el Inmobiliario interviniente tiene Matrícula CPI Habilitante, lo pueden hacer instalando desde el Play Store la App “Inmobiliarias Legales”, en www.cpcpi.org.ar o de manera personal en cualquiera de las Delegaciones del CPCPI, Córdoba Capital, Punilla (Carlos Paz), Río Cuarto, Calamuchita (Va. Gral. Belgrano) y Villa María.

 

 

Los directivos del Colegio de Corredores Inmobiliarios siguen en una franca lucha contra la ilegalidad, denunciando y persiguiendo a quienes ejercen la profesión sin matrícula habilitante. En esa línea, ayer presentaron una aplicación on line (una  “app”) para detectar a las inmobiliarias y agentes legales de las ilegales, es decir de las que no operan habilitados por la ley 9445.
Es, en denifitiva, otro golpe a la profesión de los martilleros, quienes no están encuadrados en esa ley, no tienen matrícula del Colegio de Corredores y quedan excluidos de los parámetros de legalidad que define esta nueva app.  “En total hay unas 5000 agentes o empresas del sector. De esas sólo 1500 tienen matrícula habilitante del Colegio de Corredores Inmobiliarios”, explicaron ayer desde esa entidad.
Cómo es y cómo funciona la app
La App es un desarrollo de la agencia de comunicación Siete Islas, proveedor del Colegio de Corredores Inmobiliarios. Está disponible en la tienda de Android como “Inmobiliarias legales” y funciona como un motor de búsqueda y de mapeo de las inmobiliarias y los agentes que tienen matrícula habilitante.
“Si comprás, vendes o alquilas, inmuebles o lotes, el inmobiliario que intervine debe tener matrícula CPI, y desde hoy la mejor manera de saberlo es ingresando a esta nueva aplicación móvil
Es una herramienta sencilla, con la que se puede descubrir rápidamente si la inmobiliaria tiene un Profesional con Matrícula Habilitante y denunciar de manera anónima, enviando fotos, datos del cartel identificatorio o el frente de la inmobiliaria que no tiene Matricula, para que de esta manera el equipo de fiscalización del Colegio inicie un expediente por “ejercicio ilegal de la profesión”, por no estar encuadradas correctamente bajo la Ley 9445, única norma que otorga marco legal a la actividad en la Provincia de Córdoba”, señalaron desde el Colegio.
“Es una gran oportunidad para que la comunidad comience a tomar en serio la profesión de inmobiliarios y que sólo puedan ejercer aquellos que tienen Matrícula CPI, quienes además son los únicos habilitados para cobrar comisiones y honorarios, ningún otro profesional tiene derecho hacerlo, de acuerdo a lo que expresa la Ley y lo que viene determinando el TSJ provincial incluso la Corte Suprema de Justicia de la Nación”, expresó el presidente del CPCPI, Juan Carlos López
 
Desde el Colegio se anticipó incluso que están programando reuniones y gestiones para ananlizar la viabilidad de aplicar esta app a los requisitos de otras profesiones que también requieren de matricula habilitante. Hay en avance gestiones con los colegios de abogados, escribanos y contadores, entre otros.
 

La Corte Suprema de Justicia rechazó el pedido de Inconstitucionalidad de la Ley 9445, por parte del Colegio de Martilleros de Córdoba.
De esa manera, el máximo tribunal ratificó la decisión del Tribunal Superior de Justicia de la provincia, que ya había confirmado que la LEY 9445 es la única que regula y administra todo lo relacionado a la actividad inmobiliaria en la provincia.
Esto significa, en la práctica, que la Corte ratificó que la única entidad que puede entregar matrícula y garantizar la legalidad de cada profesional inmobiliario es el Colegio Profesional de Corredores Públicos Inmobiliarios (CPCPI), algo que los martilleros rechazan.
Precisamente, el Colegio de Martilleros fue a la Justicia intentando declarar inconstitucional la Ley, y tanto el Tribunal Superior de Justicia de Córdoba en dos oportunidades, como ahora la Corte Suprema de Justicia de la Nación, rechazaron este pedido y ratificaron la total vigencia de la Ley 9445.
Lo que es más aún, el Órgano Provincial no sólo rechazó el pedido del Colegio de Martilleros sino que determinó claramente que existen dos profesiones bien diferenciadas, la de Corredor Inmobiliario y la de Martillero, donde el gobierno y control del ejercicio profesional de los Inmobiliarios lo debe realizar el CPCPI.
«Con este nuevo fallo de la Corte Suprema de Justicia de la Nación, se extinguieron todos los caminos y acciones judiciales para intentar derogar la Ley 9445, lo cual ratifica y consolida una vez más la vigencia plena y total de esta normativa para todo el territorio cordobés, obligando a más de 3.500 agentes inmobiliarios a obtener su matrícula CPI, para que puedan seguir ejerciendo legalmente la profesión», mencionó el CPCPI mediante un comunicado.
«Desde la creación de la Ley 9445, que ordenaba la actividad profesional de la actividad profesional en la Provincia de Córdoba, el Colegio de Martilleros interpuso una serie de amparos y chicanas legales para intentar frenar el traspaso inevitable de los profesionales Inmobiliarios hacia el nuevo Colegio, situación que hoy ha sido totalmente allanda y ratificada por la justicia, para que todos los profesionales que se dedican al corretaje inmobiliario, puedan tener su matrícula habilitante y poder trabajar de manera legal, como así también exigir judicialmente sus honorarios», agregó la gacetilla.

El Colegio Profesional de Corredores Públicos Inmobiliarios (CPCPI), el Ministerio de Desarrollo Social y la Secretaría de Ingresos Públicos de la Provincia firmarán la próxima semana un acuerdo que servirá como puntapié para iniciar un plan de regularización de viviendas sociales sin escriturar.
Según anticipó el presidente del CPCPI, Juan Carlos López, durante la presentación del Índice Valor Tierra, el convenio estipula, como primera medida, que los corredores ofrecerán sus servicios de manera gratuita para escriturar las unidades que no tengan sus papeles en orden.
Juan Carlos López
A la par, la Provincia lanzará una suerte de “moratoria” de hasta 48 cuotas sin interés para que los propietarios de esas viviendas que eventualmente hayan incurrido en el impago de las cuotas que debían abonar por las mismas, puedan cancelar esa deuda.
López subrayó que, como requisitos para acceder, los eventuales beneficiarios de este plan de pagos deberán ocupar una casa cuyo valor oficial no supere los $ 400.000 y el jefe de hogar no deberá superar los $ 15.000 de ingresos mensuales como máximo.
“La idea es que la persona que necesite acceder a este beneficio vaya y consulte a cualquier profesional matriculado y que éste lo atienda gratuitamente. Luego, una asistente social visitará la familia para conocer si corresponde que accedan al plan o no”, explicó López.
Un dato interesante a tener en cuenta es que, según datos surgidos de la encuesta que se realizó para elaborar el Índice Valor Tierra, al menos en la zona sur de la ciudad el 8% de las personas habita casas de las que no son ni inquilinos (19%) ni propietarios (73%), lo que habla a las claras de que la problemática de la falta de escrituración de propiedades es bastante grande.

El Colegio Profesional de Corredores Públicos Inmobiliarios (CPCPI), la Facultad de Ciencias Económicas de la Universidad Nacional de Córdoba (UNC) y la Agencia para el Desarrollo Económico de Córdoba (ADEC) presentaron el “Sistema de determinación del valor de la tierra libre de mejoras”.
Se trata del primer desarrollo de todo el país que, a través de un método científico, permitirá arma un Índice de Valor de la Tierra, que consistirá en colocarle un precio de referencia a un terreno o lote ubicado en la zona sur de la ciudad de Córdoba, que es por donde arrancó el trabajo de campo.
Inés Asís, directora del trabajo, explicó que el sistema ya estará habilitado para su uso a partir del 1° de agosto. Inicialmente, sólo podrán usarlo de manera gratuita los corredores matriculados, mientras que el Colegio establecerá luego convenios con otros colegios y/o instituciones para ampliar su alcance.
En concreto, tras un extenso trabajo de campo que incluyó 200 encuestas a ciudadanos de 69 barrios de la zona sur de la ciudad (de la avenida Cruz Roja hacia el sur, en la zona de influencia del CPC Villa El Libertador), el equipo de la UNC elaboró un modelo econométrico que toma como base el tamaño en metros cuadrados de un terreno, su distancia hacia un canal de desagüe, la categoría del barrio (abierto, privado o country) y el nivel educativo del potencial vendedor; que además se ajusta en base a la localización del terreno (centro del barrio, intermedio o periferia del mismo), si es en esquina o con un solo frente y cantidad de metros en altura que la norma permite construir, y que arroja un valor que oficia como referencia para que el corredor inmobiliario tase un eventual inmueble a vender.
“Concretamente, el profesional sólo va a tener que ingresar a la página índicevalortierra.com.ar, ingresar el barrio, la cantidad de m2, si es en esquina y si está en el centro o en la periferia, y el sistema le arrojará una cotización de referencia del lote”, explicó Asís. El algoritmo sólo sirve para los barrios de la zona sur, para el resto de los sectores de la ciudad está previsto hacer nuevos trabajos más adelante.
CPCPI página indice valor tierra
La economista señaló además que está previsto que el sistema tenga ajustes por inflación, que se realizarán trimestralmente tomando como base el índice de costo de la construcción y las variaciones de la cotización del dólar oficial. “Aunque los parámetros del algoritmo son a diciembre de 2014, cuando se terminó el trabajo de campo, los resultados se dan actualizados a valores de hoy”, subrayó Asís.
A modo de ejemplo, mostró un cuadro de diferentes opciones en diferentes barrios, que se transcribe a continuación, y en el que se puede ver cómo, por ejemplo, un lote en un sector consolidado de alto nivel puede costar hasta siete veces más que uno de similar tamaño en una zona más periférica, con menos servicios y de menor poder adquisitivo:
cuadro lotes por barrio

El precio de la tierra ha sido, históricamente, una suerte de «agujero negro» del sector inmobiliario. Lotes que en una zona cuestan un determinado precio, en otras similares pueden valer muchísimo más (o menos) sin que el eventual comprador pueda comprender por qué esta diferencias.
Es en ese marco que se torna muy útil la herramienta que presentarán el próximo miércoles en el hotel Howard Johnson de La Cañada el Colegio Profesional de Corredores Públicos (CPCPI), la Universidad Nacional de Córdoba (UNC) y la Agencia para el Desarrollo Económico de Córdoba (ADEC): el «Sistema de Determinación del valor de la tierra libre de mejoras».
«Córdoba será la primera Ciudad y Provincia del País en contar con un indicador construido científicamente para establecer el valor de m2 de tierra, lo que significa una herramienta muy poderosa para la gestión de la actividad inmobiliaria», señaló el CPCPI mediante un comunicado.
Este proyecto se remonta a hacer dos años y es financiado por ADEC, a través del Fondo de Competitividad.
El desarrollo del indicador se realizó conjuntamente con la Facultad de Ciencias Económicas de la Universidad Nacional de Córdoba. Técnicamente, implementa el método de los precios hedónicos que provee la ciencia económica que consiste mediante un trabajo de campo y su procesamiento la elaboración de un algoritmo donde la variable a explicar es el precio de la tierra en base a sus atributos intrínsecos y extrínsecos.
«Mediante éste proyecto, Córdoba será la primera ciudad en el país en implementar un método científico de valuación del precio de la tierra en sus operaciones inmobiliarias, es decir, se pasará de los estudios académicos a la práctica profesional», resaltó el CPCPI.

El novelón que protagonizan desde hace varios años el viejo Colegio de Martilleros y Corredores Públicos y el más nuevo Colegio Profesional de Corredores Públicos Inmobiliarios (CPCPI), sumó un nuevo capítulo que consistió en una marcha convocada por el primero a la Legislatura, acompañada de una solicitada en la que cuestionó duramente al CPCPI.
La disputa es por una ley provincial sancionada en 2007 que obliga a los corredores a matricularse en el nuevo colegio, dividiendo la actividad profesional con respecto a los que son martilleros.
En la solicitada, el Colegio de Martilleros recuerda que es una entidad con más de 30 años de trayectoria y asegura que “conserva el poder de policía delegado para el ejercicio profesional que otorga el título con todas sus incumbencias o ramas profesionales”.
Para los martilleros, que destacan que todavía tienen 5.000 afiliados, la creación del CPCPI fue “un error de política legislativa” que se tomó “sin expresar motivos válidos y sin consenso de la evidente de mayoría de los profesionales nucleados, estando demostrado a la fecha que no hay cohesión profesional con los grupos económicos impulsores de  la ley, toda vez que la efectiva representatividad en el seno de una actividad no se logra por ley o por decreto”.
En ese marco, los martilleros acusan al Colegio Inmobiliario de “incesantes campañas de desprestigio profesional”, debido a que “ha querido imponer prepotentemente y bajo amenazas conductas contrarias al espíritu del ejercicio de nuestra única profesión de Martillero y Corredor Público, en claro desmedro de la libertad de trabajo, promovidos por intereses económicos y corporativos que no representan a los profesionales del rubro, generando un caos e incertidumbre en un momento de desocupación, inflación y bajas en la actividad”.
En la solicitada, el Colegio de Martilleros insiste en que “estamos ante una avanzada inconstitucional, ya que la profesión es una sola, no hay dos profesiones, porque tanto una rama profesional como otra permite indistinta e indivisiblemente actuar como tal”.
El documento finaliza señalando que “preocupados ante una situación que nos agobia y nos perjudica profesional, económica y familiarmente, solicitamos:

  1. El inmediato cese de las injurias públicas vertidas por el Colegio Inmobiliario, que NO nos representa y responsabilizamos de manera directa a sus autoridades de todo daño que su accionar nos ocasiona.
  2. Instamos a la población a cumplir con los contratos existentes, en razón de los mandatos que se hubieren conferido a los Martilleros y Corredores Públicos, por su accionar profesional, so pena de realizar la férrea defensa institucional de los mismos, hasta las últimas consecuencias.
  3. Se recepte, por los legisladores Juan Cid, Ricardo Sosa, Rodrigo De Loredo y María Caffarati, propulsores del proyecto de división profesional en crisis, el interés de la mayoría de los profesionales trabajadores de la provincia, que aquí se expiden, cortando toda avanzada legislativa y ratificando la plena vigencia de la Ley 7.191 de Martilleros y Corredores Públicos.

Los inmobiliarios cordobeses consideran que la actividad actual permanece en zona de “empeoramiento moderado” y, la mayoría, estima que un repunte del sector recién llegará en 2016.
Estas conclusiones surgen del Observatorio Inmobiliario del cuarto trimestre de 2014 elaborado por el Colegio Profesional de Corredores Públicos Inmobiliarios de la Provincia de Córdoba (CPCPI) y el Centro de Investigaciones Inmobiliarias (CEDIN).
De acuerdo a dicho relevamiento, la percepción actual de los actores del sector es que la actividad está en zona de “empeoramiento moderado”. En concreto, en una suerte de escala de optimismo donde cero es pesimismo y 10 optimismo, la nota que eligen los inmobiliarios es 3,40. Sin embargo, mantienen expectativas de “optimismo moderado”, ya que dicho índice se ubica en 6,22.
Un dato clave en este contexto es que una recuperación real de las consultas y ventas recién se advierte para 2016, según opinaron más de la mitad de los encuestados. Puntualmente, 29% de los encuestados eligió el primer trimestre de 2016 mientras que el 22% escogió el segundo trimestre de ese año como el período en que la actividad remontará. Entre el resto, el 46% marca algún momento del 2015, con similares porcentajes para segundo, tercer y cuarto trimestre.
11 cuadrito CEDIN 2016
“Dado el carácter especulativo de la pregunta y la heterogeneidad en las respuestas, se puede señalar que el escenario se encuentra dominado aún por la incertidumbre”, resumieron desde el CPCPI y el CEDIN.
Respecto a qué medida consideran los inmobiliarios que tendría un mayor impacto positivo en su sector, el 30% destacó al levantamiento del cepo cambiario. En segundo lugar, se ubicó un mayor nivel de actividad económica, seguido por disminución de la inflación y aumento del crédito hipotecario. Debe resaltarse que solo el 3% consideró a la extensión del blanqueo de capitales como una medida de gran impacto. Esto se encuentra relacionado con que el uso de los Certificados de Depósito para Inversión no tuvo un efecto dinamizador entre las inmobiliarias de la provincia, ya que solo el 2% de los encuestados afirmó haber realizado una operación con dicho instrumento durante 2014.
11 medidas recuperación CEDIN
Otras conclusiones del estudio son las siguientes:
– Por primera vez en el año, en el cuarto trimestre disminuyó el porcentaje de encuestados que manifestó que el nivel de actividad es inferior al de un año atrás. Pese a ello, persistió el descenso entre quienes se encuentran en una mejor situación.
– El número de llamados telefónicos refleja la menor actividad del trimestre. Se mantuvo estable para el 39% de los encuestados, mientras que disminuyó para el 46% y solo se incrementó para el 15%. Las mismas se distribuyeron en promedio de la siguiente manera: 68% por motivos de alquiler y 32% por ventas, mismos porcentajes que en el tercer trimestre.
– En cuanto a las operaciones de venta, se observa una continuidad respecto a los últimos trimestres. Casas y departamentos se encuentran en zona de empeoramiento moderado, mientras que oficinas y locales comerciales se encuentran en la región de empeoramiento acentuado y se mantienen como las tipologías que más reflejan la caída en la actividad. Finalmente, en zona de mejora moderada están los lotes, que se mantienen como la categoría más dinámica.
– Por el lado de los alquileres también se registra una continuidad a lo largo de 2014. Casas y departamentos se ubican en zona de mejora moderada y oficinas y locales comerciales, fuertemente afectados por el ciclo económico, se encuentran en empeoramiento acentuado.
– Los inmuebles más buscados para venta fueron los lotes, en particular para aquellas inmobiliarias que concentran sus operaciones en el interior de la provincia de Córdoba. Por detrás se ubican casas de dos dormitorios y departamentos de un dormitorio. Respecto al alquiler, las casas de dos dormitorios fueron las más demandadas para la mayoría de los encuestados, seguidas por departamentos de uno y dos dormitorios.

El Colegio Profesional de Corredores Públicos Inmobiliarios de la Provincia de Córdoba (CPCPI), junto al Centro de Investigaciones Inmobiliarias- CEDIN realizaron la presentación del Tercer Observatorio Inmobiliario del año.
Durante la presentación realizaron un repaso de un relevamiento realizado por el CPCPI en el que se compararon los precios de un departamento de un dormitorio en Nueva Córdoba entre 2008 y 2014. El monto precio del inmueble pasó de $187.000 a $770.000 y de U$D 60.000 a U$D 48.000, habiendo aumentado en un 312% su precio en pesos y bajado en un 14% su precio en dólares. Por otra parte, el alquiler pasó de costar $960 a $2.200 habiéndose incrementado en un 129%.
“El que no necesite vender no tiene que vender, es un buen momento para posicionarse en tierras y esperar el recupero”, dijo el presidente de CEDIN y es que ellos proyectan que se logrará un recupero de la pérdida del precio del dólar de un 33%.
Así mismo, el relevamiento da cuenta del aumento sufrido durante estos años en: el impuesto provincial 4ta cuota que pasó de $40,30 a $154,20 (una suba de un 282%), impuesto municipal de $19,50 pasó a costar $227 lo que implica un aumento del 1.064%. También aumentó el agua en un 408% y las expensas y gastos comunes en un 304%.
Este relevamiento también dio como resultado que invertir en ladrillos es la mejor opción luego de invertir en la bolsa. “La bolsa no es para todos, es una timba”, dijo el presidente del CPCPI, Eduardo Calas.
Los resultados del Observatorio
El Observatorio Inmobiliario se realiza sobre una muestra no probabilística de 120 casos que representan al 10% de la población de los inmobiliarios. En la misma, se incluyen un 67% de Córdoba y el resto del interior de la provincia. En este estudios se obtienen dos grandes índices: el de actividad y el de expectativa.
Según el ranking de actividad en relación a la venta los lotes siguen siendo los inmuebles que se encuentran en 1° lugar. Desde el CPCPI explican las causas. Ahorro, ProCreAr y el precio. “Es más barato que un auto y que una cochera y es una buena opción para ubicar los ahorros”. Los terrenos más vendidos, según explican son los que van entre los $150.000 y los $200.000.
Al igual que en otros trimestres, los imbuebles más golpeados siguen siendo los locales y oficinas. “Esto se debe a la presión impositiva que sufren los locales. Sin embargo, se ve una leve mejora con respecto al trimestre anterior”, afirman. La casa es la más alquilada y le siguen los departamentos.
En relación al índice de expectativas se mantuvo en zona de “optimismo”. Esto se debe, en Córdoba, en particular en Nueva Córdoba, a la venida de nuevos estudiantes. Sin embargo, temen que este año no podrán hacer frente a la demanda por que ya no tienen suficientes departamentos para poner en alquiler ni vender.
En el interior esta expectativa positiva tiene que ver con el inicio de la temporada estival. La representante del Valle de Punilla dijo: “Esperamos que venga mucha gente, principalmente de Carlos Paz. Las consultas se mantienen respecto al año pasado, las reservas están un poquito más abajo y ya es definitivo que la gente se queda 5 días y no 10 p 15 como antes”. En relación a los precios aseguró que están ente un 25% y un 30% arriba de 2014.
Por su parte, el representante del Valle de Calamuchita aseguró que ellos también se están preparando para el verano y que los aumentos de precios están por debajo de la inflación. Asimismo aseguró que “están cambiando los inversores, en los últimos dos trimesteres han aumentado los cordobeses que invierten en nuestra zona que durante año no fueron los principales”.
 

El Colegio Profesional de Corredores Públicos Inmobiliarios (CPCPI) difundió un comunicado en el que sostuvo que una franquiciada de la cadena internacional de inmobiliarias RE/MAX renunció tras denunciar irregularidades en la forma en que se maneja dicha compañía.
Según destaca el CPCPI, “en su habitual tarea de Fiscalización y Control de la actividad inmobiliaria en la Provincia, intimó a la Franquicia RE/MAX a regularizar su situación y a encuadrarse a lo que indica nuestra Ley en territorio Cordobés, lo que provocó que el pasado 16 de octubre, la CPI Verónica Andrea Caminos renunciara a la franquicia RE/MAX Mediterránea III, de Gabriel G. Silvestre, sito en Avenida Hipólito Yrigoyen nº 554, del barrio Nueva Córdoba de la ciudad de Córdoba”.
El comunicado agrega que “el motivo principal de su renuncia fue que la Colega CPI, a través del asesoramiento y contención recibida desde el CPCPI, pudo descubrir a tiempo una trama de actividades y acciones contrarias a la Ley que realiza la franquicia RE/MAX, donde se vulnera claramente su responsabilidad como profesional CPI y pone en riesgo su prestigio y reputación, además de presentar reiterados incumplimientos como así también acciones indebidas e ilegítimas, verificadas y mencionadas por la Colega CPI”.
“La responsabilidad institucional exige al CPCPI regular la actividad Inmobiliaria en todo el territorio provincial, pero a su vez, también debe asumir el compromiso de defender y proteger a todos los CPI, observando que las prácticas del ejercicio profesional estén siempre encuadradas dentro de la Ley 9445, única norma vigente que otorga marco legal en toda la Provincia de Córdoba”, añade la gacetilla del Colegio Inmobiliario.