Universo

Maximiliano Hernández Toso, titular de Wines of Argentina: «Nos estamos convirtiendo en una agencia de promoción digital»

«Estamos acostumbrados a las ferias y eventos presenciales. Viajes y exposiciones para promocional el vino argentino en todo el mundo. Llegó la pandemia y tuvimos los reflejos necesarios como para virar toda nuestra actividad a lo digital. Y la verdad es que nos fue muy bien, mejor de lo que esperábamos», confiesa Maximiliano Hernández Toso, presidente de la entidad privada, financiada por las propias bodegas, dedicada a promover el vino argentino en todo el mundo. Los resultados provisorios indican que las exportaciones de vino crecieron 36,4%, impulsadas por el boom de las ventas externas de vino a granel, que subieron 95,7%, mientras que los productos envasados lo hicieron un 5%.

«Hubo una sensación de miedo. Estabamos por viajar a Alemania, para participar de ProWine, la mayor feria del mundo y nos avisan que se suspendió todo. Sin embargo, pudimos terminar la cosecha y, al mismo tiempo, comenzar a digitalizar nuestras actividades, ya que no se podían hacer personalmente», contó Hernández Toso.

Apostaron fuerte por la digitalización, y por los medios digitales, cuando la pandemia recién comenzaba. Para hacerlo de manera profesional, contrataron a Globant. «La idea era volver a que las exportaciones de vino volvieran a crecer a un ritmo de dos dígitos, como sucedió hasta 2012. En realidad el tema estaba en el agenda de la entidad, pero se aceleró mucho».

El primer evento fue capacitar a más de 1.000 sommeliers de toda América latina en vinos argentinos. «Fue una pesadilla logística enviar las muestras, las botellas, a todos. Coordinar los enólogos para cada cepa o producto en particular. Pero nos salió bien». También comenzaron a activar canales alternativos de comunicación, siempre desde la virtualidad. «Ganamos confianza y experiencia. En algunos eventos que realizamos, siempre virtuales, enviamos no sólo botellas, sino también comidas típicas. También hay catas sin envíos de botella, usando otros canales, como wine stores, por ejemplo», dijo el bodeguero.

«Aprovechamos todos los espacios disponibles. Por ejemplo, con el Banco Interamericano de Desarrollo (BID) participamos de la plataforma Conecta América, que impulsa el comercio intrarregional y con países fuera de la región. En este caso, la idea es una primera ronda sin degustaciones y a medida que se ajustan las relaciones comerciales comenzar con el envío de muestras».

En el camino, además, aprendieron que el mundo digital no es igual en todo el planeta. «El ecosistema digital chino es distinto al occidental, por eso tenemos una política de promoción para cada uno de esos mundos. En el caso de China, que ya se convirtió en el tercer importador mundial de vinos y que es un mundo en sí misma, contratamos a Lab.brand, una empresa de marketing con sede en Shanghai y tenemos a una argentina nacida en Neuquén como responsable de la cuenta». En este caso, para comunicar el vino argentino se elaboró un mensaje bien concreto, tanto dirigido al trade como a los sommeliers y hasta se montó una tienda oficial.

«A medida que la situación sanitaria mejore volveremos, y mantendremos, la dinámica de ferias y eventos presenciales. Pero al mismo tiempo estamos invirtiendo mucho en capacitar personal y en equipamiento. Nos estamos convirtiendo en una agencia de promoción digital», concluyó el titular de Wines of Argentina.

Fuente: iEco

Ad

Escribir un comentario