DESTACADA Mendoza

Home Banking: cómo evitar el robo de datos y 10 tips para operar en modo seguro

Google+ Pinterest LinkedIn Tumblr

La cuarentena está obligando a muchos argentinos a volcarse por primera vez a los canales digitales para acceder a sus bancos: desde la abuela, que ya no puede cobrar la jubilación por caja porque las sucursales están cerradas hasta quienes están acostumbrados a abonar sus facturas en una red de cobranzas.

Pero la ciberdelincuencia también trabaja permanentemente para engañar a los usuarios e intentar hacer ingeniería social: desde robo de información hasta una pantalla que simula que se está operando en un homebanking. Además, las entidades deben reafirmar la seguridad para evitar juicios a futuro.

«En los últimos años, el crecimiento de la banca en línea fue exponencial, pero aún sigue existiendo mucha gente que sigue prefiriendo los canales físicos, con resistencia o temor a las herramientas digitales», afirma al portal iProUP Pedro Adamovic, CISO del Banco Galicia, quien añade que «este mundo online maravilloso también tiene sus riesgos».

«La buena noticia es que tenemos herramientas para mitigar ese riesgo y utilizar estos medios de manera segura y así sentirnos protegidos. La herramienta fundamental somos nosotros», enfatiza Adamovic, quien enumera los siguientes consejos:

1. – Conectarse siempre a redes seguras, desde el WiFi de la casa o de la oficina, pero no utilizar las públicas (como la que se ofrece en el subte) para conectarse al homebanking

2. – No compartir la computadora. Si es una PC familiar asegurarse de actualizar el antivirus y sistema operativo.

3.- Evitar instalar aplicaciones no oficiales o bajar archivos de fuentes no confiables

4. – No seleccionar la opción «Recordar tu clave«

5. – Habilitar los mecanismos de segundo factor de autenticación del homebanking, que además de la clave puede solicitar un mensaje de mail o SMS

6. – Estar alerta al Phishing, que son técnicas para engañar e incitar al ingreso a una página falsa «lookeada» como si perteneciera al banco y se comparta información personal, financiera, etc.

7. – No cliquear en links sospechosos. Estar muy atentos porque suelen tratarse de correos con temas urgentes, premios o temas de actualidad (como lo es hoy el COVID-19) que incluyen vínculos que llevan a páginas que piden información o pueden infectar el dispositivo con un malware

8. – Verificar el remitente del correo por medios tradicionales o alternativos

9. – El banco nunca pedirá todos los números de la tarjeta de coordenadas

10. – Para entrar a la página del banco, debe escribirse en el navegador. Nunca ingresar a través del link de un mensaje de correo o WhatsApp

«Es muy común recibir correos electrónicos con toda la apariencia del banco, diciéndonos que de manera urgente debemos ingresar información», dice Adamovic, y agrega: «Cuando damos clic, nos trae una pantalla idéntica a la de nuestro home banking y nos obliga a revelar todos los datos de nuestra cuenta«.

«Tengamos en cuenta que el 90% de los ataques se inician con un email«, remarca, al tiempo que alerta: «La situación de emergencia que estamos pasando genera un escenario ideal para los ciberataques; para algunas personas el trabajo remoto es un nuevo mundo, en cambio para los ciberdelincuentes es su mundo«.

Según el experto, «la ciberseguridad también depende de nosotros. Aprovechemos este momento para movernos hacia lo digital, pero siempre estando atentos».

Fuente: iProfesional

Autor

Escribir un comentario