Empresas y Negocios

El Gobierno prohíbe la venta de pasajes y alojamiento en el exterior en cuotas con tarjeta de crédito

Ad

El Banco Central (BCRA) prohibió la posibilidad de que los argentinos compren pasajes, alojamientos o servicios en el exterior en cuotas con su tarjeta de crédito. Según diario La Nación, la medida es una cabal demostración de la frágil situación que vuelven a atravesar sus reservas.

A través de la Comunicación 7407, la entidad que conduce Miguel Pesce informó a las entidades financieras y a las empresas no financieras emisoras de tarjetas de crédito que desde mañana no se podrán financiar en cuotas las compras efectuadas a través de los plásticos de pasajes hacia otros países y de servicios turísticos en el exterior.

“Establecer, con vigencia a partir del 26.11.21, que las entidades financieras y no financieras emisoras de tarjetas de crédito no deberán financiar en cuotas las compras efectuadas mediante tarjetas de crédito de sus clientes -personas humanas y jurídicas- de pasajes al exterior, y demás servicios turísticos en el exterior (tales como alojamiento, alquiler de auto, etc), ya sea realizadas en forma directa con el prestador de servicio o indirecta, a través de agencias de viajes y/o turismo web u otros intermediarios”, dice la escueta y sorpresiva disposición del BCRA.

El nuevo cepo al dólar llega a 10 días de las elecciones y a semanas que se inicie la temporada veraniega, es decir, el momento en que se aceleran este tipo de contrataciones. Es un intento por frenar una salida importante de divisas por gastos turísticos en el exterior aunque las proyecciones hablan de una merma importante en la cantidad de residentes locales que optarían por veranear fuera del país, por el diferencial de costos y las dificultades para acceder al dólar.

Fuentes oficiales contaron a LA NACION que los bancos podrán dar un crédito para pagar el pasaje, un préstamo personal, o se podrá usar el mínimo de la tarjeta para financiar al 43%. La decisión tiene que ver con eliminar la posibilidad de vender dólares financiados a un sector que viaja al exterior en momentos de escasez de reservas internacionales.

Las reservas propias del BCRA se ubican actualmente en torno a los US$ 6200 millones. Es una tenencia compuesta por la tenencia de oro que mantiene (US$ 3700 millones), la posición remanente en DEG´s recientemente enviados por el FMI (US$2033 millones que se usarán casi totalmente para pagar la segunda cuota de amortización del crédito en un mes) y una tenencia líquida que rondaría los US$ 500 millones.

Escribir un comentario